El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Nayarit, realizará la Semana Nacional de Jornadas de Vasectomías sin Bisturí 2018, del 12 al 16 de noviembre del presente año. Informó el coordinador auxiliar de atención médica del Instituto Fernando López Altamirano. 

La vasectomía sin bisturí es un procedimiento de anticoncepción definitiva quirúrgica masculina, que se lleva a cabo desde 1993 en el IMSS y es un acto de amor y responsabilidad del hombre al compartir con su pareja el tema de la planificación familiar.

Explicó el especialista que es un método estandarizado de anticoncepción masculina,  que consiste en una intervención fina, sencilla y efectiva que ocluye exclusivamente los conductos por dónde pasan los espermatozoides. No se utiliza bisturí y previa anestesia local, en la línea del escroto, utilizando dos dedos, se localiza el conducto deferente y se fija con una pinza de anillos especial.

“Con otra pinza extrafina se punciona en la piel del escroto se abren las puntas de la pinza y se extrae el conducto deferente en cada lado. Posteriormente, los conductos deferentes se ligan y cortan. No es necesario suturar la piel, solamente se cubre con una gasa”, explicó el médico.

En el marco de la Segunda Jornada de Vasectomías sin Bisturí, el especialista hace un llamado a derechohabientes y no derechohabientes para que acudan al Hospital General del Subzona No. 6 de Acaponeta, el Hospital General de Subzona No. 10 de Santiago y la Unidad Médica de Atención Ambulatoria (UMAA), para que de manera corresponsable adopten este método anticonceptivo definitivo.

Señaló que el programa de cirugías de vasectomías sin bisturí institucional es parte de las acciones de los programas integrados PREVENIMSS en el grupo de edad del hombre, que ha arrojado resultados positivos, sin embargo es necesario incrementar la participación del hombre en el cuidado de la salud reproductiva, porque aún falta mayor cultura de responsabilidad y dejar atrás mitos.

“Las ventajas de este procedimiento es que no requiere hospitalización, ni estudios preoperatorios y se usa anestesia local. Así mismo, después de la cirugía, a las 48 horas el paciente puede realizar su trabajo sin esfuerzo físico y al quinto día puede iniciar sus relaciones sexuales”, destacó el coordinador médico.

Añadió que este procedimiento no ocasiona molestias, ni ningún efecto a largo plazo; no afecta el comportamiento sexual del hombre, ni representa ningún riesgo para la salud de la esposa, y es muy importante regresar a su cita de revisión hasta ser dado de alta.

No obstante, dijo, la información al respecto, sigue habiendo mitos que acerca de si el paciente se somete a una vasectomía ya no va a ser igual de hombre que antes, pero es al contrario, un varón que se preocupa por el cuidado de la salud de su esposa tiene más valor que el hombre que deja que la mujer asuma la responsabilidad al 100% sobre el cuidado de la salud reproductiva”.