Un importante avance registra la construcción del segundo edificio de la Unidad Académica Preparatoria No.13 de la Universidad Autónoma de Nayarit (UAN), el cual está proyectado concluir en el próximo mes de julio del presente año.

La inversión de este edificio se calcula en aproximadamente 20 millones de pesos, obra ejecutada por el Patronato para Administrar el Impuesto Especial Destinado a la UAN, presidido por Humberto Haro Carlos, con recursos provenientes del impuesto del 12 por ciento que se recauda por medio de los 20 ayuntamientos locales, y del Gobierno del Estado.

Luego de la entrega del primer edificio el pasado mes, en esta misma preparatoria, parte del alumnado ya recibe clases en este inmueble, que alberga a casi mil 200 alumnos entre los dos turnos, con una capacidad de 12 salones de 80 metros cuadrados cada uno, áreas de laboratorios y administrativa, así como servicios sanitarios.

El compromiso adquirido por Haro Carlos fue el de proceder a la inmediata construcción de este segundo edificio, que contará con laboratorio, dos aulas y servicios sanitarios para hombres y mujeres, en la planta baja; cinco aulas en el primer nivel, y otras cinco en el segundo nivel. Al igual que el primer edificio, se equipará totalmente con instalaciones de voz y datos, para ofrecer aulas dignas a las y los estudiantes y coadyuvar así, en su desempeño académico.

En esta forma, se pretende recuperar la matrícula de esta institución de educación media superior, emblemática en esta ciudad y que reclamó durante muchos años estas obras, dado el grave deterioro sufrido por el paso del tiempo.

Y para continuar realizando obras y acciones en beneficio de la comunidad educativa de la Máxima Casa de Estudios, tanto Humberto Haro Carlos, presidente del Patronato, como José Francisco Talavera del Río, tesorero del mismo, hacen un llamado a los municipios del Estado, a ponerse al corriente en sus adeudos del pago de enteros de este impuesto especial, ya que persisten algunos de ellos, en no cumplir con esta ley en tiempo y forma, y afectar considerablemente a los jóvenes universitarios y a la sociedad nayarita