*El Gobernador Roberto Sandoval supervisó el operativo de los festejos guadalupanos

El Gobernador Roberto Sandoval Castañeda,  acompañado de su familia y de miles de nayaritas, visitó la barranca de El Pichón los primeros minutos este 12 de diciembre, con motivo de los festejos del Día de la Virgen de Guadalupe.

En un ambiente de tranquilidad y armonía, el Jefe del Ejecutivo Estatal —junto con miles de peregrinos— caminó de la entrada de Tepic al Templo de Nuestra Señora de Guadalupe, para ser parte de esta tradición mexicana.

Pese a las lluvias que se presentaron esta madrugada de sábado Roberto Sandoval encabezó el operativo de Vigilancia Pichón 2015; lo más destacable, dijo el Gobernador, es que los miles de asistentes pudieron vivir su fe de una manera tranquila y en un ambiente sano, donde la seguridad estuvo garantizada todo el tiempo y por ello se obtuvo un saldo blanco.

“Lo más importante para nosotros es que nos unamos en fe y en oraciones y aquí estamos una vez más agradeciendo a nuestra madre de Guadalupe. En este operativo más de 400 elementos del Gobierno de la Gente, Protección Civil, Tránsito, Policía Nayarit, Guardia Civil, apoyados por el Ejército, la Policía Federal trabajaron como un solo equipo”, enfatizó.

“Año con año hemos tenido una coordinación excelente y más que nada la gente ordenada y de fe, la gente que verdaderamente venimos a la iglesia del Pichón a agradecerle a la Virgen de Guadalupe las grandes acciones que hace por nosotros”, dijo Roberto Sandoval.

Destacó el trabajo y acciones de las corporaciones y dependencias que participaron en el operativo del Pichón 2015 y agradeció a todas las familias, que a pesar de las inclemencias del tiempo, acudieron a los festejos guadalupanos y cooperaron para que se obtuviera un saldo blanco.