La Unidad de Atención a Violencia Intrafamiliar (UAVI) de la Policía de Zapopan cuenta con un protocolo de atención para personas víctimas de violencias en el hogar con el objetivo de brindar asesoría, atención y canalización oportuna para dignificar sus condiciones de vida.

No obstante las medidas de prevención para evitar la propagación del coronavirus (Covid-19) estipuladas por el Gobierno de Jalisco, la UAVI mantiene su operación 24/7 en servicio de la ciudadanía.

“A través de C5 (Zapopan) se canaliza la llamada y se envía la unidad más próxima al domicilio para lograr la intervención. Una vez en el lugar se realiza la intervención por parte del personal operativo, resguardando en todo momento la integridad de las víctimas e integrantes de la familia que se encuentran en riesgo en ese momento”, afirmó Carlos Franco, Comandante de la UAVI.

Tras la actuación policial el protocolo de atención de la UAVI consiste en entrevistar a la agredida, a quien se le brinda empoderamiento a través de información sobre sus derechos, redes de apoyo y los diferentes refugios con los que cuenta el Centro de Justicia para las Mujeres (CJM) Jalisco.

Asimismo, se entregan trípticos con los números de emergencia en el municipio, ejemplos de casos de riesgo a su integridad y recomendaciones para actuar, tanto en su cotidianeidad como en una emergencia.

Algunas de estas recomendaciones son cambiar constantemente sus rutas cotidianas, tener sus documentos importantes y, de ser el caso, los de sus hijos en un lugar seguro y de rápido acceso, contar un juego extra de llaves y en algunos casos tener una maleta con todos los artículos necesarios por si es necesario salir de su domicilio y refugiarse.

Una vez brindada la información se le pregunta a la mujer víctima de agresión si desea denunciar y se le da acompañamiento, solicitando mando y conducción al Ministerio Público para hacer el traslado a una unidad Cruz Verde y levantar el parte médico de lesiones. Después, se le conduce al CJM Jalisco para elaborar la denuncia correspondiente, y finalmente, se le lleva al lugar seguro de su elección.

Según la situación de violencia que se suscite, la UAVI también puede canalizar a la afectada con instancias como DIF Zapopan, el Instituto Municipal de las Mujeres Zapopanas para la Igualdad Sustantiva (InMujeres Zapopan), Ciudad Niñez, entre otras, dependiendo de sus competencias.

Ante la contingencia sanitaria por el coronavirus (Covid-19) se sugiere a las mujeres víctimas de violencia resguardarse al interior de sus domicilios, en alguna habitación que cuente con puerta y que, al momento de hacer el llamado a la UAVI Zapopan o a la cabina central de la corporación, se mencionen en qué zona del inmueble se encuentra así como las características del agresor.

Del 1 al 20 de marzo de este año la UAVI ha dado atención a 32 casos de violencia, presentando un incremento del 14 por ciento en comparación con 2019 ya que en el mismo período presentó 28 casos.

No obstante, la UAVI señala que “esos casos que les menciono, estas atenciones que se han dado a víctimas de violencia, no son derivados del tema de Covid-19. Esto, cabe hacer mención porque las víctimas viven en su domicilio y el agresor fuera de él”, explicó el Comandante Carlos Franco.

Por otro lado, la implementación del dispositivo Pulso de Vida, un instrumento en forma de dije que cuenta con sistema de localización y botón de pánico que se brinda a mujeres con órdenes de protección, desde su arranque el 29 de marzo de 2019 ha llegado a 682 mujeres y permitido 17 detenciones en flagrancia.

Los 150 dispositivos con los que cuenta la Policía de Zapopan son asignados a las mujeres con mayor estado de vulnerabilidad, y una vez finalizada su orden de protección, son reasignados. El tiempo de respuesta de la corporación zapopana oscila entre 2 y 10 minutos.

El teléfono de atención 24/7 de la UAVI Zapopan es el 3636-8389, así como el número de la cabina central de la Policía de Zapopan es el 3836-3600.