El director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Zoé Robledo, informó los criterios que se están definiendo para dar cumplimiento a la instrucción del presidente Andrés Manuel López Obrador, a fin de que los especialistas de la salud que trabajen en comunidades rurales e indígenas, obtengan un mayor salario.

“Estamos planteando que para septiembre podamos empezar a partir de tres criterios: uno, el de la distancia en el que esté el Hospital Rural de la capital del estado; el segundo, la conectividad del hospital y el tercero, también donde necesitamos más, donde tenemos más tiempo sin alguna de las especialidades troncales de este programa”, adelantó.

En el marco del Diálogo con la Comunidad del Hospital Rural de Plan de Arroyos, Atención Médica y Medicamentos Gratuitos, Zoé Robledo añadió que se están creando criterios para que pueda haber sueldos integrados y crecientes en un 10, 15 y hasta el 20 por ciento adicional al salario que actualmente perciben los especialistas y que se planea que para 2020 este incremento se establezca ya de manera regular.

A 100 días de ser nombrado director general del IMSS, agradeció al presidente Andrés Manuel López Obrador la confianza depositada para hacerse cargo de esta institución de salud del Estado mexicano

“Quiero agradecerle por permitirme hacer historia junto con usted”, dijo el titular del Seguro Social, quien destacó que el gabinete de Salud ha acompañado al titular del Ejecutivo Federal en un recorrido de casi 10 mil kilómetros para visitar más de la mitad de los 80 hospitales rurales del programa IMSS-Bienestar.

Enfatizó que en la Cuarta Transformación, el IMSS acompaña de manera infatigable al Presidente Andrés Manuel López Obrador, en un rumbo que permita otorgar la salud como un derecho que sea ejercido por todas y todos los mexicanos.

Dijo que durante muchos años los funcionarios de anteriores administraciones se contagiaron de una terrible enfermedad global, que es el neoliberalismo, en la que los gobiernos, funcionarios y políticos veían la existencia de las comunidades y de las personas solamente a través de criterios económicos y financieros.