Enrique Vázquez

Con cada generación de nuevos alcaldes que entran en funciones, que recorren sus primeros 100 días y dan muestra de cuál será su filosofía de trabajo y el ritmo que manejarán durante su administración, siempre existe quien se destaca entre sus pares, sea por implementar atinadas ideas y políticas públicas de alta incidencia en el bienestar de la población, sea por tener una notoria capacidad de generar resultados en corto tiempo y con escasos recursos o bien sea por mantener un contacto muy cercano con la población, prestando atención en cada oportunidad a las peticiones de la gente, es un hecho que algunos alcaldes encuentran rápidamente la fórmula para ser servidores públicos de excelencia.

A la fecha, la Presidenta Municipal de Compostela, Gloria Elizabeth Núñez Sánchez,  ha dado catedra en cada una de las variables antes mencionadas, dejando una excelente impresión entre la población de su municipio, la idea de que los resultados seguirán llegando con un excelente ritmo durante lo que resta de su administración está muy bien cimentada en la mente de la gente, basta preguntar en la plaza principal, la opinión de la actual administración para observar sin lugar a dudas que la inmensa mayoría de personas opinará en la misma dirección, en Compostela se están haciendo bien las cosas, se están logrando resultados notorios, aún con la situación financiera a cuestas que maneja el ayuntamiento.

Evidentemente, un proyecto municipal es más un maratón que una carrera de 100 metros, más aún en esta generación atípica de 4 años, sobra decir que aún faltan más de 3 años en este periodo y quizá otros 3 en caso de que las normas no sean alteradas y se le niegue la opción de buscar un segundo periodo, sin embargo, administraciones tan efectivas y bien evaluadas no son la regla sino la excepción, es clara cuál sería la voluntad popular en este caso concreto, pero bueno paso a paso, aún resta un largo camino, por lo pronto seguir el positivo paso es la obligación principal.