Con el fin de prevenir que mujeres embarazadas se contagien con el virus de zika, dengue y chikungunya, el Gobierno de Nayarit, por medio de la Secretaría de Salud, capacitó a integrantes de este sector en Tepic acerca de los cuidados que deben tener durante su embarazo.

Al respecto, el jefe de la Jurisdicción Sanitaria 1 de Tepic, Hiram Espinoza Hernández, comentó que desde principios de año se incrementó el blindaje epidemiológico y sanitario, con especial énfasis en la atención de mujeres embarazadas.

“Reforzamos las estrategias para prevenir enfermedades transmitidas por vector, y en esta ocasión abrazamos una estrategia que se lleva a nivel nacional, que es la jornada nacional de la lucha contra estas enfermedades, enfocándonos en las mujeres embarazadas y las mujeres en edad fértil o primer trimestre de embarazo, con el objetivo de capacitarlas, orientarlas y enseñarles lo que son las medidas preventivas sobre enfermedades transmitidas por vector”, explicó.

Durante este encuentro, personal de las diversas áreas de la dependencia dieron a conocer cuáles son las medidas de protección y prevención que les permite a las futuras madres reducir los riesgos de contagio, principalmente durante el primer trimestre de gestación. “Es de suma importancia que acudan a su control prenatal, y en ese sentido levantaremos un censo, mapeando la ciudad, porque estaremos haciendo un control vectorial en casas de las mujeres embarazadas, así como nebulizaciones focalizadas y acciones de control vectorial para cuidar la salud de nuestras nayaritas”, comentó.

Espinoza Hernández dijo que los trabajos contra el mosquito Aedes Aegypti son permanentes y convocó a la población a unir esfuerzos para evitar los criaderos de mosquitos al interior de las viviendas con la estrategia, lava, tapa, voltea y tira todo aquello que acumule agua. “La salud empieza en casa; si tenemos patio limpio, azoteas y cocheras libres de aquellos recipientes que acumulen agua, estamos combatiendo a este vector que se reproduce y vive en nuestras casas. Sin  mosquito no hay dengue, no hay chikungunya y no hay zika”, enfatizó.

Aunado a estas acciones, la dependencia estatal activó la red hospitalaria enfocada a la atención de la mujer embarazada, capacitando a todos los médicos generales y ginecólogos de las unidades de salud, con la finalidad de ubicar casos de embarazadas con síndrome febril y realizar la toma de muestras, así como mantener la vigilancia constante del proceso de gestación y la aplicación de medidas preventivas y de control de las pacientes.