Conmovidos —incluso algunos con lágrimas en los ojos—, los habitantes de la nueva Unidad Habitacional ‘Responsabilidad Social Comunitaria’ agradecieron al Gobernador Roberto Sandoval Castañeda por haberles entregado un patrimonio para sus hijos, una vivienda que, aseguran, transformó sus vidas y la de sus familias.

“Es una fecha inolvidable para mi familia y para mí, porque el Gobernador Roberto Sandoval ha cambiado nuestra vida; fue un cambio total entregarnos una casa, y espero en Dios que donde quiera que se encuentre lo cuide, lo bendiga toda su vida, y que los próximos gobernadores sigan su ejemplo, que vean lo que está haciendo Roberto Sandoval”, comentó la jefa de familia Silvia Fernández.

Con una nueva ilusión en su mirada, emocionada y nerviosa a la vez, la señora de la tercera edad, Martha Alicia Pérez Valdivia, expresó: “Es el día más grande de mi  vida, y que va a quedar en la historia, porque ningún Gobernador había hecho lo que está haciendo Roberto Sandoval. Muchísimas gracias, y no tengo palabras para agradecerle yo y mi familia; estoy muy contenta”.

Las señoras Liliana Cordero García y Martha Elena Montes Covarrubias destacaron que, gracias al Gobernador, ya no tendrán que preocuparse por pagar renta, y que ahora sus hijos podrán disfrutar de áreas verdes y espacios para el esparcimiento; además, ya cuentan con drenaje sanitario, agua potable y, lo más importante, señalaron, con un hogar.

“Significa ya estar tranquilo de por vida, porque esto ya es mío; un patrimonio, ya con tranquilidad estaremos aquí en esta vivienda. Agradecidísima con el Gobernador por tan noble gesto para nosotros los nayaritas”, dijo Cordero García.

“Ya no vamos a andar rentando; a veces uno no tiene para la renta, y ahí andábamos batallando, y es muy importante esto que hizo el Gobernador, no nos vamos a cansar de agradecerle por cambiar nuestra vida este día”, enfatizó Montes Covarrubias.

Con una inversión de más de 25 millones de pesos aportada por el estado y la federación, el Gobernador Roberto Sandoval entregó, de manera gratuita, 96 departamentos con todos los servicios públicos, a nayaritas de escasos recursos —madres de familia solteras, personas de la tercera edad o con alguna discapacidad— que corresponden a la primera etapa de la Unidad Habitacional ‘Responsabilidad Social Comunitaria’, ubicada en la reserva territorial La Cantera del municipio de Tepic.