Columna – Con visión ciudadana

Manuel Cota, sembrando el camino del cambio

Enrique Vázquez

El campo, el gran olvidado durante años y años parece que por fin tendrá su merecido lugar como actividad primaria del país, aunque el glamour de los grandes puertos marítimos, de los visitantes extranjeros que derraman sus dólares en nuestros atractivos turísticos y de los capitales de trabajo que llegan a generar empleos, estén impulsando fuerte para ser el motor de México, la realidad es que el campo sigue siendo el sector prioritario de donde viven la mayoría de mexicanos, directa o indirectamente; aun con el abandono que ha sufrido desde hace bastante tiempo, de una u otra forma los productos agrícolas brillan en el extranjero y mantienen al país en movimiento. Como actividad económica primaria ya era justo que se pusiera el énfasis en multiplicar la productividad del campesino y en traerlo a la modernidad, en estos tiempos globalizados es adaptarse o morir, y definitivamente dejar morir al sector primario del país parece una pésima idea.

Desde que el Senador por Nayarit, Manuel Cota Jiménez, tomó protesta como presidente de la Comisión de Agricultura del Senado, ha trabajado incansablemente por entregar un marco legislativo que de vitalidad al campo, que valore el arduo trabajo del campesino mexicano y le entregue los recursos y apoyos necesarios para crecer su productividad, no se trata de ir y regalar costales de fertilizante, maquinaria o apoyos que nadie pidió, no, se trata como se ha hecho por meses en el senado, de escuchar mediante foros y coloquios la opinión de los interesados, de darle la oportunidad a los campesinos de expresar que necesitan y como lo necesitan. Precisamente, esta labor puntual, extensiva y dedicada es lo que fortalecerá la reforma integral al campo que se esta fraguando en el Gobierno Federal, una ley sin el sentir del pueblo es letra muerta, pero una ley emanada de las necesidades del pueblo tiene todo para triunfar.

Buscando seguir apoyando al campo desde todos los frentes, el Senador, Manuel Cota Jiménez, esta a semanas de tomar posesión como líder nacional de la Confederación Nacional Campesina, la CNC por sus siglas en español, es la agrupación con más historia en el sector campesino, décadas de trabajo a favor del sector la han consolidado como el referente en el campo mexicano, su gran numero de afiliados la hacen el medio idóneo para transmitir a los campesinos del estado y del país, los mecanismos a través de los cuales la reforma integral al campo les beneficiará, sin duda otra muestra del compromiso del senador Cota con los campesinos y con su país.

No queda duda, que el Senador Cota ha trabajado arduamente por entregar al campo los resultados que se merecen, una labor de meses que seguramente rendirá los frutos esperados, gran merito de un gigante del pueblo que se perfila para hacer historia en el país, pero más en Nayarit, estado que lo vio nacer y que con su ayuda puede cambiar para bien.